Esperanza

 en Historia

La palabra Esperanza deriva del latín “sperare”, (tener esperanza), y está de “espes” (esperanza).

La Esperanza es una de las tres virtudes supremas junto a la fe y la caridad; No se debe confundir fe con esperanza, pues según la tradición cristiana, un acto de fe se relaciona con la inteligencia, mientras que en la esperanza actúa la voluntad.

Santa Esperanza, mártir cristiana era hija de Santa Sofía y fue martirizada junto a sus hermanas Fe y Caridad durante el gobierno del emperador Adriano, en Roma en el año 137.

Santa Esperanza, abad. El nombre de este abad responde a una virtud teologal “Spes o Esperanza”; siendo monje funda un monasterio en las cercanías de Nursia. Es considerado el Job cristiano por no pedir cuentas a Dios por su desgracia de estar ciego, milagrosamente recupera la vista y Dios le encomienda evangelizar en los pueblos vecinos.

Virtudes de la Esperanza

En la imagen se observa la iconografía de las 3 virtudes teologales: Fe, Esperanza y Caridad.

Entradas recientes
0